regalos

Hoy estuvimos por Abamia, visitando ese magnífico lugar, rodeado de niebla que estaba en la pelea con el sol que -al final- salió victorioso.

El motivo era la presencia del Consejero de Cultura del Principado de Asturias, el señor Marcos Vallaure, que visitaba el lugar para ver in situ las obras que allí se habían realizado. La mañana, algo fría y con mucha niebla, nos permitió disfrutar del lugar de una forma especial. Esperemos que se pueda realizar la reposición de este espacio a su estado previo a los “ornamentos” que le fueron añadidos con una intención de urbanizar un entorno rural en extremo, las peticiones han sido varias por parte de los representantes de la Asociación Cultural Abamia y el Consejero de Cultura se mostró receptivo, afable y demostrando saber de que estaba hablando.

Regalo el poder estar y también el que me hizo Ignacio Abella, que es un precioso libro, La poesía de los árboles, editado por la editorial de Urueña Castilla tradicional y con ilustraciones de Leticia Ruifernández, estando la compilación de los poemas bajo la responsabilidad de Ignacio Abella. En este magnífico recopilatorio hay uno que se llama Tejos de William Wordsworth (1770-1850) del que recojo un poquito:

Hay un tejo, orgullo del valle Lorton,

que aún hoy, en medio de su tiniebla,

se yergue igual que en los viejos tiempos:

………….

Gracias a todos los que han participado, bajo el patrocinio de la Fundación Comillas, en este precioso proyecto que ha visto la luz el 29 de septiembre de 2011 festividad de San Gabriel. Merece una lectura pausada y nada mejor que las tardes de otoño para ello. La portada no puede ser mas sugerente:

Tejo de Santa María de Cangas

Ubicada en Cangas de Onís, en el barrio de Cangas de Arriba (al lado del precioso barrio de San Antonio) se halla la que fué iglesia parroquial de Cangas -de 1522- que se desafectó en el año 1963, cuando se inaugura la nueva, enclavada en el centro de la población. El edificio conserva la cabecera gótica y un arco del siglo XV, el resto pertenece a una ampliación realizada en el siglo XVIII. En la actualidad alberga el Aula del Reino de Asturias.

Hay una teja plantada por Presentación hace unos 24 años con su hijo pequeño, y fue la que sobrevivió a los 12 plantones que le había regalado el alcalde de la ciudad (gran aficionado a los tejos). Está en un islote que puede hacer de corra, aunque no lo es; no tiene asfalto que le impida respirar aunque le pasan dos carreteras cerca que no parecen muy concurridas. Sus 53 cm de cuerda y unos 7 metros de altura con la copa redonda confieren al lugar un punto de color. Su estado se puede considerar como bueno.