lne

es de agradecer la cobertura que está haciendo lne a la restauración de la iglesia de Abamia; hoy le dedica el editorial, y salen otras 4 cosas relacionadas directamente con Abamia entre la que cabe destacar una preciosa carta que merece leerse, sin olvidar el artículo Una iglesia torturada y el artículo de J. Morán.

Los tejos, patrimonio vivo, son a los que menos importancia se les da pero eso no quiere decir que no lo sean -al menos para mí- pero aprovechando la polémica generada en torno a la rehabilitación del edificio de vez en cuando salen tímidamente en la prensa. Es bueno que la gente tome conciencia de la importancia de cuidar lo que tenemos y nuestros tejos son un lujo.

esparciendo humus