Carta enviada a los muncipios que poseen tejos notables

Estimado Sr. / Sra. Concejal de Medio Ambiente:

En su municipio tiene ustedes algunos tejos notables de gran interés, al menos tenemos constancia de los ejemplares de …

En los últimos tiempos, los viejos tejos que sobreviven junto a iglesias, ermitas y plazas de tantos pueblos asturianos están viéndose seriamente afectados en su salud por la realización de obras de restauración o adecuación, con la consiguiente modificación de su entorno. Queremos expresar nuestra preocupación por este tema a todos los que tienen a su cargo el cuidado de estos árboles y la gestión de su entorno. Se trata en fin de un hermoso legado de nuestros ancestros y un signo de identidad que es importante preservar y transmitir a las próximas generaciones.
Pese al carácter sagrado que tuvieron para nuestros antepasados, pese a la protección expresa que les otorga la ley (en Asturias esta declarado Especie de interés especial Decreto 145/2001 y existe un Plan de Manejo del Tejo publicado en el BOPA núm. 14, de 18 de enero de 2002) por la que todos estos tejos están protegidos individualmente, actualmente continúan enfermando y llegan a morir con cierta frecuencia al cabo de pocos años de haber acometido dichas obras. Por ello hemos creído oportuno hacer llegar algunos consejos y sugerencias para el cuidado de estos árboles cuya integridad es de algún modo responsabilidad de todos-as.

1 – En algunos casos es necesaria la autorización administrativa correspondiente para poder intervenir, aunque sea mínimamente, en estos árboles y su entorno.

2 – Antes de iniciar cualquier acción, debe procederse a realizar un estudio del tejo en cuestión y su entorno para conocer, con detalle, cómo pueden afectarle las obras y saber si perjudicaran al árbol. En este estudio se propondrán, además las medidas correctoras y de conservación a llevar a cabo. Es conveniente disponer de un plan de seguimiento y supervisión durante las obras y a medio plazo, ya que en función de la evolución de los trabajos y de la respuesta del individuo, puede ser necesaria la toma de medidas de conservación complementarias. (Recordamos la necesidad de contar con las máximas garantías de profesionalidad y experiencia en el manejo de árboles monumentales de todas las personas que desarrollen los trabajos).

3 – Las obras en el entorno y edificios cercanos son casi siempre el comienzo del declive de los tejos, especialmente cuando se ven dañadas sus raíces, por ello es preciso delimitar un área de protección o “campo del tejo” que vendrá determinada específicamente para cada caso en el estudio previo del árbol y su entorno. Esta área incluirá como mínimo al árbol completo, es decir, de la raíz a las puntas. A titulo orientativo podemos decir que dicha área suele ocupar un radio equivalente a la proyección de la copa y unos metros más allá, pero puede ser mayor. En este “campo” debemos evitar:

 

  • Elevar o rebajar el nivel del suelo original.
  • Rellenar con grava o tierra, hacer o rellenar hoyos o taludes existentes.
  • El tránsito de maquinaria y vehículos pesados.
  • Hacer zanjas o excavaciones, asfaltar o pavimentar el terreno circundante.

4 – Por otra parte y en toda ocasión debe evitarse también en el árbol y su entorno:

 

 

  • Hacer hogueras y fuegos de cualquier tipo.
  • Labrar la tierra o removerla.
  • Aparcar y lavar coches.
  • Podar sin permiso. Utilizar pinturas o mastics.
  • Hacer incisiones en el tronco o ramas.
  • Clavar carteles, atar cuerdas o alambres de cualquier tipo.
  • Verter cualquier tipo de basuras, residuos o productos químicos, aceites, gasolina, detergentes…
  • Almacenar cualquier tipo de materiales, especialmente los de obra (la cal y el cemento, aditivos químicos, abonos, pesticidas, carburantes…)

5 – Se recomienda también:

 

  • No cambiar bruscamente el entorno con riegos automatizados o aplicación de abonos químicos, herbicidas…
  • Evitar la construcción de nuevas corras o asientos circulares de piedra alrededor del tronco y en todo caso, no utilizar cemento.
  • Proteger durante las obras el “campo del tejo” mediante cercado de vallas móviles no clavadas en el terreno.
  • Evitar los cables cruzando la copa.

Agradeciéndole su interés por la conservación de estos Tejos y nuestra historia, quedamos a su disposición para colaborar con ustedes en su preservación.

Firmado: Conceyu del Texu

Apoyan:

Amigos del Tejo, Fundación Belenos , Amigos de la Naturaleza Asturiana-ANA, Asociación para la Recuperación del Bosque Autóctono-ARBA, Asociación Española de Arboricultura-AEA, Trabajadores Especializados en Poda y Arboricultura, A Morteira, Amigos de los Arboles Viejos, , El Tertulia Cultural Garrapiellu, Foru Arte y Ciudad, Colectivo Ecologista de Avilés, Grupu Ornitología Mavea, Coordinadora Ornitoloxica d’Asturies, Grupu d’Ornitoloxía Mavea, Ereba Ecología y Patrimonio, Instituto para la Calidad y la Educación Ambiental, Jóvenes por la Ecología, Jóvenes Verdes, Avall, Coordinadora Ecoloxista d’Asturies.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s